domingo, 17 de junio de 2012

China protegerá las reliquias culturales del Mar de la China Meridional



Pekín, 16 jun.- China construirá una plataforma de supervisión para proteger las reliquias culturales que se encuentren en torno a las islas Xisha (en chino), o Paracel, al norte de las Spratly, situadas en el Mar de la China Meridional, informaron las autoridades de Hainan, sureste.

La plataforma estará integrada por sistemas de información geográfica, satelital de teledetección y de videovigilancia para supervisar las aguas, dijo a la agencia oficial Xinhua Wang Yiping, director de la Oficina de Reliquias Culturales de la provincia de Hainan.
Además, se designarán zonas especiales de preservación submarina en áreas donde las reliquias culturales son propensas a ser robadas, destacó.
Las islas Xisha están formadas por un grupo de alrededor de 40 islotes, bancos de arena y arrecifes.
Según Pekín, en la antigüedad, numerosos mercantes chinos chocaron contra los arrecifes y se hundieron cuando navegaban hacia el sureste de Asia, India y Oriente Medio por lo que dejaron sumergidos abundantes tesoros y reliquias culturales en la zona.
Hasta ahora se han hallado un total de 124 sitios submarinos históricos en el Mar de la China Meridional, pero una revisión de algunos sitios en 2011 mostró que 26 lugares fueron asaltados.
La estación de policía de Tanmen, este de Hainan, responsable de rescatar barcos pesqueros y combatir el robo de reliquias culturales, recuperó ya unos 2.000 objetos antiguos, dijo Zhu Liming, comisario policial, una parte muy pequeña de las sumergidas.
Según Pekín, las islas Xisha (Paracel) han sido siempre parte inherente del territorio de China, desde tiempos antiguos y considera que cualquier actividad pesquera de otro país infringe la soberanía y los intereses marítimos del gigante asiático.
Reivindicadas por China y Vietnam, las islas se encuentran a unos 180 kilómetros de la costa de ambos países, y el primero de ellos las ocupó en 1974, tras una escaramuza bélica con el ejército vietnamita.
Desde 2011 se han intensificado las tensiones entre China y sus vecinos, especialmente Vietnam y Filipinas, sobre la soberanía en general de islas y aguas territoriales del Mar de la China Meridional, zona donde se cree que se encuentra una de las mayores reservas de crudo del mundo, aún sin explorar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Archivo del blog