viernes, 11 de mayo de 2012

11 trucos para aparentar que siempre está ocupado



TODO ESTÁ EN LAS APARIENCIAS. 


Utilice estas estrategias de bajo impacto, del creador de Dilbert (Scott Adams), para parecer una persona ocupada y de grandes logros, sin trabajar.


  1. Quéjese constantemente de estar "abrumado". Utilice frases como "estoy hasta el cuello" o "saltando de un fuego al otro" para que su trabajo suene como sexy y peligroso. Su lenguaje corporal  debe ser acorde con las expresiones. Siempre que vaya a tomar un café, o a fumar, camine rápido, como si estuviera buscando urgentemente a alguien. (Antes de ausentarse apague el salvapantallas, pues la gente sospechará que lleva demasiado tiempo fuera si se activa).
  2. Lleve un pedazo de papel a todas partes. Para que sus gestos y lenguaje corporal cobren urgencia, imagine que es algo increiblemente importante, como una orden de ejecución firmada por el gerente.
  3. Nunca limpie su espacio de trabajo. Después de todo, si tuviera tiempo para malgastar, no viviría como un cerdo. De vez en cuando ordene u ojee papeles en su puesto. Simule leerlos con interés y preocupación.
  4. Simule un  lenguaje corporal como si estuviera estresado. Resople de vez en cuando. Rásquese la cabeza. Suelte alguna frase contundente del tipo “¿esto es imposible, no lo saco ni en un millón de años?". Así evitará que la gente le moleste.
  5. Mandar e-mails parece trabajo. Mande e-mails a sus amigos y familiares con frecuencia.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Archivo del blog